¿Qué es la profundidad de color o profundidad de bits?

Si has trabajado codo a codo junto con fotógrafos o diseñadores gráficos seguramente habrás oído expresiones como: “esta imagen es de 24 bits”, “habría que modificar el canal del rojo” o “la foto tiene 16 millones de colores”. Todas ellas tienen en común una cosa: están relacionadas con el concepto de profundidad de color. En este post vamos a ver qué es la profundidad de color y en qué se diferencia de la resolución.

¿Cuántos colores puede tener un pixel?

De todos es sabido que los archivos y dispositivos digitales almacenan números, concretamente números en sistema binario, es decir ceros y unos, nada más. El color que queremos mostrar en un determinado pixel lo representamos pues con un número. ¿y cuántos colores podremos mostrar? Depende de la cantidad de información asociada con cada pixel.

profundidad de color 1 bit1 bit: 0 1. El ejemplo más sencillo sería este: utilizar 1 bit para la información de color. Un bit puede valer 0 o 1. Por tanto sólo podremos representar 2 tonos. Suele utilizarse 0 para el blanco y 1 para el negro.

2 bits: 00 10 01 11, con dos bits podemos representar 4 tonos diferentes.
3 bits: 000 001 010 100 110 101 011 111, es decir 8 colores diferentes
4 bits: 16 colores

profundidad de color 8 bits8 bits: 256 colores.

Esta es la profundidad de color habitual en las imágenes de “escala de grises”: los píxeles pueden tomar uno entre 256 tonos de gris.

profundidad de color 24 bits24 bits: 16,7 millones de colores

El estándar para imágenes en color es una profundidad de 24 bits, dedicándose 8 bits a almacenar la información de cada uno de los 3 colores primarios: 8 bits para el Rojo, 8 para el Verde y 8 para el Azul. Es decir, una imagen estándar en color puede almacenar 256 tonos de rojo, 256 de verde y 256 de azul: 256 x 256 x 256 = 16.777.216 colores. A las imágenes que permiten esta variedad tonal (24 bits, o 8 b its por canal) se las denomina imágenes en color verdadero o más habitualmente con su equivalente inglés “true color”.

Resolución vs Profundidad de color

En artículos anteriores hemos visto que la resolución hace referencia a la cantidad de píxeles por unidad de medida: a mayor resolución, “caben” más píxeles por unidad. Cuando estudiamos la resolución, para nosotros todos los píxeles son iguales, son “cuadraditos” idénticos unos a otros. En cambio, cuando hablamos de profundidad nos fijamos en que cada pixel es portador de una información de color, que por supuesto es diferente entre unos píxeles y otros: La profundidad de color es la cantidad de información que es posible almacenar en cada pixel para representar el valor del tono (y también otras propiedades del color, como la transparencia).

Profundidad de color de las imágenes para imprenta

Hoy en día el formato RAW utilizado en las cámaras fotográficas profesionales permite trabajar con más de 8 bits por canal, con lo que se consigue una diversidad de tonos impresionante, sin embargo tiene algunas desventajas como por ejemplo el aumento considerable del tamaño del archivo y del tiempo de su procesamiento. De hecho, si la imagen va a ser llevada a imprenta, antes de enviarla al impresor será necesario reducir la profundidad de color a 8 bits por canal para conseguir un archivo más manejable. La entrega de imágenes con una profundidad de bits mayor simplemente provocará que el proceso de filmación sea más lento.